.

DESFILE DE LOS LOCOS: Pierde la cabeza en San Miguel de Allende

Rasga tus vestiduras, alborota tus cabellos y  distorsiona tus facciones puesto que el desfile de los locos está a la vuelta de la esquina. 

En honor al santo Pascual Bailón se celebra una de las tradiciones más antiguas de San Miguel. Dícese que este místico encontraba tal alegría desenfrenada en la oración que se ponía a bailar y de ahí su apellido de bailador. Ese frenesí que se apoderaba del místico es recreado por los San Miguelenses en su procesión de locura.

Para la realización del desfile es requisito que todos los presentes se caractericen con llamativas máscaras y flamantes atuendos combinados por pasos de baile extáticos que fluyen con el movimiento descontrolado del ser. 

Son nueve comitivas tradicionalistas las que suelen integrar este desfile que sale el día 19 de junio desde la iglesia de San Antonio culminando en el Jardín Central.  Y no sólo son los que desfilan los que la pasan bien, sino que los espectadores de igual manera se llevan una sobredosis de diversión y de dulces arrojados a manos llenas. 

Estar dentro del desfile pareciese como si de repente la película de Tim Burton de “Alicia en El País de las Maravillas” hubiera cobrado vida con estrafalarios vestuarios y maquillajes y con un gato psicótico de enorme sonrisa. 

El mismísimo Lewis Carrol estaría orgulloso de las ganas que la gente pone para bajar al “agujero del conejo” a este descenso hacia la locura que al menos un día al año es aceptada. 

Es algo así como la película La Purga en donde un día al año el crimen es ilegal y esto hace que el resto del año haya mucha seguridad. Aquí no es el crimen lo que se permite sino la “locura” y el comportamiento que no hace mucha lógica o sentido los otros 364 días. 

Algo así sólo podía existir en México con el humor chusco e irreverente que suele caracterizarnos y es una suerte que esto se de en una de las tierras más mágicas y surrealistas del país: San Miguel de Allende. 

En conclusión, si estás cansado de la solemnidad de los viajes o de tener que asistir a un monocromático desfile militar, vas a amar cada segundo que dure el desfile de los locos. 

Tip de locura 1: Contempla el desfile desde la ancha de San Antonio

Tip de locura 2: Lleva un sombrero pues son muchas horas bajo el sol y ¡un casco pa’la aventada de paletas!

Tip de locura 3: Llega desde las 10 am en la Iglesia para obtener buen lugar y seguir el desfile por calles principales como Zacateros, Hernández Macías, Insurgentes, Aparicio y Núñez bajando por San Francisco para llegar al destino final.

 

Share